🗣CÁPSULA POLÍTICA🗣.

UN cautivo REHÉN: Llamado UNAM.

Una negra historia, la de los PORROS hoy con el añadido y por si algo hiciera falta, de los ANARCOS. Que cĂ­clica, se repite puntual con todos y cada uno de los rectores de los tiempos modernos y es mĂĄs, ya desde el manipulado Movimiento Estudiantil del 68 dĂłnde el propio por eso cĂ©lebre rector Barros Sierra fue importante factor detonador. Y ya estaban ahĂ­, los PORROS y ANARCOS, pero identificados como FÓSILES que por años allĂ­ vegetaban sin concluir la carrera pero con derecho por cosa de la fuerza bruta ajĂĄ, a conservar la matrĂ­cula. Un privilegio acuñado por las lacras de nuestra mĂĄxima Casa de Estudios Nacional, con el justificante de la libertad de pensamiento y de acciĂłn, pero atropellando la esencia de la autonomĂ­a universitaria y los derechos de toda esa otra gran comunidad que mayoritaria, tanto la ha prestigiado en la academia y la investigaciĂłn nacional e internacional. Pero rehĂ©n la UNAM, de las minorĂ­as radicales que por siempre han encontrado eco y apoyo en las altas esferas rectoras que han logrado infiltrar con la negociaciĂłn de posiciones a cambio de llevar la fiesta en «paz». Nada mĂĄs falso. Porque a ese monstruo del convenenciero radicalismo, lo transformaron en insaciable y cada vez exige mĂĄs y mĂĄs. Apoyado en sus exigencias, tanto del interior como del exterior ya por cĂłmplices incrustados en los tres niveles de gobierno, partidos, poderes Legislativo, Judicial, ONGS, sector empresarial y otros movimientos, principalmente de ideologĂ­a izquierdista disidente y no progresista precisamente. No es por lo tanto novedad alguna el conflicto que tiene contra la pared al reelecto rector ENRIQUE GRAUE. Porque a todos, en un momento dado los han puesto asĂ­ y con algunas excepciones, todos han salido a flote no sin sacrificar un algo o un mucho de la UNAM y, de su «autonomĂ­a». AutonomĂ­a mancillada una y mil veces desde sus propias entrañas por quienes debieran defenderla, honrar y magnificarla. Y no pasa nada, porque es «su» UNAM.

¥Ah!. Pero que nadie del exterior ose influirla, así sea del Ejecutivo Federal para abajo hasta llegar a las fuerzas policiacas o de justicia para investigar y castigar a los presuntos culpables de la infinidad de hechos delictivos cometidos casi a diario al interior del campus; entre otros por tråfico de drogas, crímenes sin faltar el acoso y feminicidios. Porque entonces sí, arde Troya, al brotarles a borbotones la esencia unammista y su egregio principio: «Por mi Raza, hablarå el Espíritu».

ÂĄFarsantes!.

Seguiremos informando. Cevejara…

Correos:

‱Cevejaraver@gmail.com

‱Facebook: Cevejara Velasco

‱Twitter: @cevejara.ver

‱Youtube: Cevejara Velasco