*Entregan estudiantes en Oaxaca más de 500 despensas bien surtidas a personas que lo perdieron todo por el terremoto 

 Santiago Niltepec, Oaxaca.-  El Grupo Universitario Sotavento repartió aquí más de 500 despensas y ropa a los habitantes de esta localidad, donde el 60 por ciento de las viviendas sufrieron pérdida total tras el terremoto ocurrido el pasado 7 de septiembre. 

Los alimentos perecederos y materiales para higiene personal entregados este martes a los habitantes de Santiago Niltepec fueron donados por estudiantes de la Universidad de Sotavento, Universidad Istmo Americana y del Instituto Educativo “Margarita Olivo Lara”. 

En Santiago Niltepec, los estudiantes que llevaron las despensas se encontraron con que el 70 por ciento de las casas de este lugar se colapsaron por el terremoto, ya que la mayoría fueron construidas con barro. 

Aquí las casas que no se cayeron están agrietadas. El personal de la Marina marcó las viviendas con leyendas como “No habitables”o “Colapsó”. Las dos iglesias de Niltepec están a punto de colapsarse. Muestran cuarteaduras enormes y la campana de una de ellas amenaza con venirse al vacío y lastimar a cualquier transeúnte. 

Tras el terremoto del 7 de septiembre, las personas aquí duermen a la intemperie por miedo a otro temblor o porque sus casas pueden desplomarse de un momento a otro. La mayoría ha optado por dormir en casas de campaña en pleno parque municipal. 

En la semana anterior, los estudiantes del Grupo Universitario Sotavento estuvieron armando despensas con latas de atún, cajas de leche, frijol, arroz, azúcar, lentejas, galletas, papel higiénico, pasta y cepillo dental, toallas sanitarias, pañales, jabón y cereal. 

Los universitarios este martes también repartieron despensas en Santo Domingo, un ejido cercano a Santiago Niltepec, donde las personas perdieron sus casas y ahora duermen en albergues o en viviendas de sus familiares que milagrosamente no perdieron sus hogares. 

“Los apoyos sólo pasan de largo. La gente no quiere entrar a Santo Domingo para entregarnos despensas. Muchas gracias a ustedes, que sí se animaron a entrar”, expresó un señor de avanzada edad que perdió su casa durante el terremoto. 

El presidente del Grupo Universitario Sotavento, Juan Manuel Rodríguez Caamaño, expresó su agradecimiento a la comunidad universitaria y a la población en general por la generosidad demostrada para apoyar a los habitantes de Santiago Niltepec y el ejido Santo Domingo. 

“Tenemos que solidarizarnos con nuestros vecinos de Oaxaca, que también forman parte de la Familia Sotavento. Nuestros alumnos, docentes y nosotros los directivos estamos aportando nuestro granito de arena para que estos municipios se levanten muy pronto”, expresó el Rector desde Coatzacoalcos. 

Por último, la Facultad de Arquitectura de la Universidad de Sotavento anunció que sus estudiantes realizarán prácticas en Santiago Niltepec y Santo Domingo, a fin de brindar asesoría gratuita y proponer proyectos que contribuyan a la reconstrucción inmediata y ordenada de esta población.