**  Encuentro congrega a poetas, escritores y abogados

En el marco del centenario luctuoso del gran poeta mexicano Amado Nervo este día el Consejo de la Judicatura, la Escuela Judicial y la Academia Nacional de Poesía en el estado de Veracruz, llevaron a cabo el encuentro “Veracruz 500 años, la poesía hace la diferencia”, en el que se dieron cita poetas, escritores, historiadores y abogados, quienes compartieron sus experiencias con los allí presentes.

Al respecto, Marco Antonio Figueroa Quinto, presidente de la Academia Nacional de Poesía en Veracruz, sostuvo:

“Tratamos de conjuntar tanto los 500 años de que Veracruz fue nombrada villa y festejar también el aniversario luctuoso número cien de Amado Nervo; nos sentimos muy contentos y satisfechos de que este lugar se abra porque nuestra educación en términos generales nos está ‘cosificando’ y tenemos que volver al lado humano y así evitaremos la violencia y el daño que existe en la sociedad; el pensamiento que tenemos es que la poesía cambiará para bien a la humanidad y ese pensamiento lo toman nuestros magistrados y estamos muy contentos”.

Por su parte, el Magistrado Raúl Pimentel Murrieta, integrante de la primera sala del Poder Judicial del Estado y organizador del encuentro, aseguró que “normalmente la mayoría de eventos que hemos venido organizando son de naturaleza jurídica destinados a la capacitación y demás; pero también es menester sensibilizar a las personas pues lamentablemente ante las condiciones que prevalecen tanto sociales, económicas, políticas y de todos los órdenes hemos perdido aspectos sustanciales como la cultura, la recuperación de valores pero esencialmente rescatar a la poesía que es una forma de transmitir sentimientos a través de una rima, una prosa o un verso”.

En su oportunidad, el Magistrado en retiro, Andrés Salomón Rodríguez sostuvo que la preocupación que subyace “es que las nuevas generaciones se desvíen de los fenómenos que estamos observando y que están dañando a la sociedad y se canalicen hacia la literatura, hacia tomar conciencia de que lo que inviertan en cultura va a traer como consecuencia un gran fruto para ellos, para la sociedad y para nuestro país que tanto lo necesita; por ello, es fundamental mejorar el tejido social”.

Dijo que “debemos pensar en el diseño de un nuevo modelo de juzgador en el que tenga la posibilidad el ciudadano, el justiciable, de conocerlo como un ser humano natural, normal y que es sensible; sensibilizar al juzgador en el aspecto humano porque eso genera un equilibrio”.

A su vez, la destacada poetisa Ely Núñez y Valdés, expresó:

“Todo lo que sea a través de la cultura es maravilloso; yo he dicho que un país sin cultura es un país desnudo; todos somos México y todos debemos poner un granito de arena en la mejora de nuestro país; el mensaje a las nuevas generacioneses que la tecnología es buena pero no hay nada como la cultura; porque la cultura es la llave mágica que abre todas las puertas del éxito; el arte y la cultura nos va a ayudar definitivamente a ser conscientes pero son muchas cosas las que se necesitan para lograr cambiar nuestro país, pero definitivamente que tiene que ayudar en algo, sobre todo en concientizar a los jóvenes para que estudien y se preparen”.

Durante el encuentro se contó con la participación de Valentín Olmos Alfonso, Rafael Pretelín Poucholén, Ely Núñez y Valdez, María Presentación Regueira López, Piedad Hernández Bueno, María Teresa Camarena Tamariz, Rubén Silva Piñeiro, Elva Prior Domínguez, María Reyna Sánchez Castillo, Joaquina García Reyes, Mirta Castellanos, Gloria Fernández de Lara, María Enriqueta Velasco López, Rosa María Villegas Martínez, Víctor Manuel Vásquez Gándara, Amado D. Sánchez Torres, Lázaro García Sánchez y Guadalupe Zárate Campos.

Presentes, el Director de la Escuela Judicial, Magistrado Marco Antonio Lezama Moo; magistradas, magistrados, jueces, servidores públicos del Poder Judicial y público en general.